Desafío Pintyplus Chalk de la mano de Novasol y Handbox

Como ya sabéis, somos unos auténticos “fanses” de los sprays de Novasol. En el pasado DIY Hunters Day nos sorprendieron proponiendo un desafío a todos los asistentes junto con las chicas de Handbox. El reto: utilizar solo un color  de todos los chalk en un DIY.

IMG_6002

La verdad es que yo tenía claro lo que quería pintar, pero tenía un problema, qué color usar?? usar uno solo?? madre mía, lo que me ha costado decidirme… Al final, no hubo más que pensar, cual es mi preferido, cual es que siempre intento que aparezca en todo aquello que pinto… y de este modo la elección fue fácil: Turquesa pálido.

El objeto a pintar: un espejo de bronce que saqué de un trastero y que tenía ya varios meses en lista de espera para ser restaurado.

IMG_6007

A mí este espejo me encanta, me parece una pasada, pero la verdad es que este rollo bronce no va mucho conmigo, por ello creo que era el ideal para este desafío.

Antes de nada, y como siempre, limpiamos bien el objeto a decorar y reparamos las piezas que puedan estar rotas. Como veis en la foto superior un par de flores se habían caído y las pegamos de nuevo.

Una vez todo está bien limpio, es el momento de pegar correctamente las piezas que se habían caído. Para ello nosotros hemos utilizado el pegamento instantáneo de Ceys. Este pegamento seca muy rápido y la verdad es que pega casi todos los materiales usando muy poca cantidad.

Para estar seguros de que se fijaba correctamente, lo aseguramos durante un par de minutos con un gato, así no se movería y quedaría pegado correctamente.

Una vez lo tenemos todo pegado y limpio, empieza lo que más nos gusta, comenzar a pintar. Como el espejo lo vamos a dejar puesto en el exterior (al menos por ahora) antes de empezar le dimos una capa de imprimación para asegurar que la pintura fije bien.

Y a pintar!!!

Para mí el cambio que ha tenido ha sido brutal, y francamente me encanta el efecto final una vez seco del todo. Vamos, que estoy In Love con mi espejito (sin espejo).

IMG_6084

Y ya lo tenemos colocado en su espacio definitivo, donde vamos a disfrutar de él. Ya  nos han preguntado sobre la técnica ya que no creen que esté pintado con una pintura en spray. El acabado es único!

patio con espejo

Besacos a puñaos!!!

DIY mochila saco con una camiseta

Hoy os traigo un DIY de esos súper rápidos que me encantan. Es verano y hay que aprovechar para hacer todas estas cosas, pero también para disfrutar de las piscinas, la playa, el buen tiempo…. por eso, los proyectos rápidos para mí son lo mejor en esta época del año.

0001-258424438

Hace ya algunas semanas os mostraba como hacer una totebag con una camiseta vieja, en este caso vamos a utilizar la misma materia prima, pero la vamos a transformar en una mochila saco.

Los materiales que hemos usado son:

-camiseta vieja

-tijeras

-máquina de coser (también se puede coser a mano)

-tiza para marcar tela

-cordón

-imperdible

-Cinta bies

-metro

Yo he utilizado una camiseta de mi chico, a mi esta camiseta me encanta, pero hace ya algún tiempo se manchó de lejía y había dejado de ponérsela. Esta es mi forma de darle una segunda vida a uno de mis personajes preferidos de Tim Burton, Frankenweenie.

Para comenzar, extendemos la camiseta sobre la mesa, y marcamos por donde vamos a cortar teniendo en cuenta cuales son las medidas que queremos para nuestra mochila. Si no tienes muy claras las medidas, siempre puedes tomar como referecnia alguna que tengas ya hecha por casa.

Al ser una camiseta de chico, mas grande, yo he tenido que cortar bastante, si hubiera sido una mía, probablemente me habría ahorrado bastantes costuras.

Como os decía, al ser una camiseta grande, yo he tenido que cortarla por los cuatro lados, para no equivocarme y cortar lo más recto posible, yo me hice unas macas con la regla y el lápiz para tela para no equivocarme.

Una vez ya lo tenemos todo cortado por donde deseamos, le damos la vuelta para comenzar a coser. Antes de coser, vamos a colocar la cinta bies por la que después pasaremos las cintas en el lugar que queramos para que así cuando cosamos quede todo unido y cosido.

Lo cosemos del revés para que las costuras nos queden por dentro. Cosemos tres de los cuatro lados, dejando sin coser la que será la parte de arriba, es decir, por donde introduciremos los objetos en nuestra mochila.

Ya tenemos casi nuestra mochila terminada. Ahora solo nos queda hacer el dobladillo en la parta de arriba por donde pasaremos las cintas después para fruncir y que al mismo tiempo serán las asas por las que nos la colgaremos.

Simplemente, hemos un dobladillo, de máximo unos 3cm de ancho, por el que van a pasar las cintas, no hay que olvidar dejar sin coser los extremos!!! pero también es importante reforzarlos para que al ejercer fuerza cuando la frunzamos no se nos descosa.

El siguiente paso es pasar las cintas. Cortamos dos tiras de más o menos dos metros de largo. Yo he utilizado un trapillo muy suave que tengo negro y que queda genial con el estilo de la mochila.

Para pasarlos, igual que pasaríamos cualquier cinta, ponemos un imperdible en la punta para que nos sea mas fácil y a pasarla.

En esta imagen tan genial que encontré en el blog de La Tita Ana podéis ver como os deben de quedar las cintas pasadas correctamente.

Ahora pasamos las cintas por el bies que cosimos al principio y lo anudamos. Cortamos todos los hilos que nos puedan quedar, estiramos bien la mochila y listo.

Una manera super fácil de darle una segunda vida a una camiseta que nos guste y que ya no nos podamos poner. Y ya está a disfrutar de mochila! Yo esta la voy a utilizar para mi época de festival, que está a punto de comenzar para mi y me muero de ganas, además siempre es más cómodo ir con mochila que con bolso. Eso si Jipi no me la roba antes, que ya me está avisando…

IMG_5869

Si hacéis alguna me encantaría poder verla!!! yo creo que puede que alguna más caiga, os la enseñaré por redes sociales!!!

Besacos a puñaos!!

 

DIY pizarra para la cocina

Hoy os traigo un DIY súper sencillo para hacer este fin de semana.

0001-258424438

Sabéis que en Pinterest hay miles de ideas de cocinas requete preciosas en las que podemos encontrar una pizarra monísima con la lista de la compra, recetas….  Pues yo hoy os traigo una idea para conseguir una, eso si, chiquita, y que podréis hacer en un momento.

Los materiales que he utilizado son:

  • Una tabla de madera para cortar (seguro que tenéis alguna vieja tabla de cortar en casa, esas son las mejores)
  • Pintura ChalkPaint negra de Novasol 
  • Tiza o rotulador tiza
  • Stencil (opcional)
  • Gancho para colgar en la pared

Por supuesto los pasos son facilísmos. Si la tabla está muy vieja o usada os recomiendo que la lijéis y la limpiéis bien para que la pintura de adhiera mejor.

En este caso,nuestra tabla no tiene mango sino anilla, la hemos quitado para poder pintar mejor y que de este modo la pintura quede más uniforme.

Como siempre, al ser pintura Chalk en Spray os recomiendo que agitéis muy bien el bote antes de pintar y que dejéis secar bien (esta pintura se seca súper rápido, pero como después vamos a pintar sobra ella con tiza es mejor que esté bien seco)

Una vez seco, le ponemos de nuevo la anilla para poder colgar, o en el caso de que sea de las tablas que tienen mango, miramos bien que el agujero no se haya tapado con la pintura. A continuación a podemos comenzar a escribir sobre ella.

Para escribir, y como mi letra es un poco de médico, he utilizado un Stencil para escribir las letras y un rotulador tiza ya que su acabado es más fino.

Al ser pintura efecto pizarra podemos escribir en ella tanto con rotuladores de tiza o con una tiza normal. Y si escribimos con tiza de la de toda la vida, con un simple trapo frotamos y queda completamente limpio para poder volver a escribir.

Por último, la colgamos en el lugar de la cocina que más nos guste, Et Voià:

IMG_5404Nuestra pizarra para apuntar nuestra lista de la compra ya está lista y colgada en su sitio.

Ya sabéis, si queréis un DIY rápido para este fin de semana, este es ideal.

Besacos a puñaos!!!