Categoría: Sin categoría

Redecorando en casa. Nuestra experiencia con Posterlounge

Uno de nuestros propósitos para 2019 es continuar arreglando la casa y que esté un poco más bonita. Por ahora parece que lo vamos consiguiendo ya que hemos comenzado a hacer pequeños cambios.

En este caso lo primero que hemos hecho ha sido añadir un nuevo toque a la casa gracias a los cuadros de Posterlounge. Una empresa alemana en la que puedes encontrar láminas y láminas de todos los estilos impresas sobre diferentes superficies.

Nosotros hemos elegido láminas para tres lugares distintos de la casa: El baño de invitados, la escalera y el salón.

Además, elegirlas fue muy fácil, en su web puedes ver las distintas láminas agrupadas por estilos o espacios en las que colocarlas con lo que es intuitivo, y además, el envío tardó menos de lo esperado! 🙂 

Si os soy sincera, cuando vimos que se podían imprimir las láminas sobre madera no nos pudimos resistir!!! bueno, menos en el del baño de invitados 🙂

Al ser de madera no pesan nada, y por ello los hemos podido colocar sobre la pared sin necesidad de hacer agujeros (cosa que me encanta).

Como veis en la foto, lo que hemos hecho ha sido colgarlos con estas miniperchitas adhesivas. Las podéis encontrar en cientos de sitios y aguantan perfectamente el peso de estos cuadros.

Este que veis en la imagen de eucalipto es el que hemos puesto en la escalera (ahora veréis que mi obsesión por el urban junggle continúa).

Las láminas ya vienen preparadas con los agujeros para colgar, por lo que es muy fácil ponerlos.

Nosotros hemos introducido las perchitas y al mismo tiempo, para evitar que se muevan, los hemos reforzado con cinta washi de Miarco para que no se muevan y queden más fijos.

De este modo, las perchitas no se moverán cuando hagamos fuerza al colocarlas sobre la pared.

Ahora tan solo tenemos que retirar el protector del adhesivo para colocar la lámina sobre el lugar deseado.

Presentamos el cuadro sobre la superficie en la que lo vamos a colocar y presionamos para que quede bien pegado y no se mueva.

Como os decía, tenemos que presionar bien para que se adhiera bien a la pared. Lo mejor de este tipo de sujeción es que al retirarlos no dejan marca en la pared, por si decidimos cambiar la lámina de sitio dentro de un tiempo.

Pero bueno, a lo que he venido aquí yo hoy. Mirad que bonito queda el cuadro de eucalipto en la escalera!!!

Después de pintar y darle un nuevo aire a la escalera, esta columna -que es lo primero que ves cuando miras la escalera- se nos quedaba un poco sosa y ahora con el cuadrito la verdad es que queda genial!

El tamaño es más bien pequeño pero para el lugar que es lo elegimos así ya que nos encajaba perfectamente.

Del mismo modo (y también de plantas) hemos elegido tres cuadros más grandes para hacer una composición. También están impresos en madera y por supuesto los hemos colocado del mismo modo que este que os acabo de mostrar pero en este caso en el salón.

¿Veis porqué os decía que continúa mi obsesión por el Urban Junggle?

Vale, nuestro salón todavía le queda mucho, pero oye, de lo que era a lo que es, no veáis lo que ha cambiado.

Pero bueno que me descentro. Las láminas quedan genial, son super fáciles de colocar, y todavía no nos he dicho nada de la impresión, que es genial. Se ve muy bien, muy nítida y los colores son geniales.

Antes de enseñaros la lámina del baño de invitados, os dejo algún detalle más de estos cuadros de madera.

Al colocarlos de esta forma quedan muy pegaditos a la pared y no se mueven nada, por lo que no hay riesgo de que se caigan .

Y por último os enseño una lámina que elegimos para el baño de invitados. Es el baño que tenemos en el salón del patio (o lo que nosotros llamamos la casa chica XD) y es donde generalmente hacemos las cenas con amigos y demás, por eso lo de llamarlo baño de invitados.

Para este lugar elegimos una lámina más desenfadada y divertida impresa en este caso en plexi-alu. Queda como una especie de placa satinada en la que los colores se aprecian perfectamente.

En este caso también la hemos pegado sobre los azulejos, pero con la cinta de doble cara de Ceys. Al igual que en los anteriores casos, la lámina pesa muy poco por lo que nos permite pegarla sin problema y aguanta perfectamente.

Cortamos unos trozos de cinta y los pegamos por una de las caras sobre el lugar donde vayamos a pegar el cuadro. Retiramos el protector del otro lado, y fijamos con fuerza la lámina para que se pegue bien.

Y listo! en a penas un minuto hemos pegado nuestra nueva lámina.

Muy poco a poco pero parece que le vamos añadiendo algo de color a la casa. Este año va a ser el año del cambio radical, ya veréis.

Muchas gracias a Posterlounge por las láminas y por dejarnos tiempo para elegir pensar, y preguntar sobre las diferentes superficies, las diferentes láminas… estamos encantados con como ha quedado todo!! y nos encantan!!!

Ahora creo que tengo que hacer un nuevo pedido para complementar estos y para algunos rincones de casa en los que creo que nos falta algo… seguiremos informando!

Besacos a puñaos!!!

DIY diorama navideño

Y seguimos con el espíritu navideño a tope! El DIY que os traigo hoy es la decoración navideña principal de mi casa este año, y os tengo que decir que es el primer año que tenemos decoración en casa. No porque no nos guste la navidad, sino porque nunca antes habíamos decorado (somos unos dejaos…).

Esta propuesta fue de las que más llamó la atención en Ikea y la verdad que a nosotros nos encantó. La idea fue crear un pseudo-diorama con diferentes productos de la tienda.

IMG_2296

Para ello utilizamos:

un invernadero Socker Cola blanca
cortapastas con formas navideñas cúter/lima de uñas
papel de regalo Tira de luces Led
relleno de cojín cubeta

Los cortapastas serán una parte principal de este diorama ya que son los personajes que lo forman. En nuestro caso elegimos unos con forma de animales y otros con forma de arbolitos y personas, de este modo crearíamos una especie de «no belén».

IMG_2301

Para ello, ponemos cola blanca en una cubeta de forma abundante y mojamos el borde de los cortapastas. Nosotros impregnamos el borde más grueso.

Una vez está todo el borde bien cubierto de cola, pegamos nuestros moldes sobre el reverso del papel de regalo y lo dejamos secar. Los dejamos caer y presionamos un poco para que quede fijado por todos los lados.

El papel de regalo que elegimos es de la colección Vinter, de la que ya os hablé el otro día. Es un tipo de papel craft con un grabado en tonos blancos -a mí me encanta!-. Durante la demo en Ikea utilizamos 3 tipos de papel distintos de esta colección, utilizando uno de los dibujos para los animales, otro para las personas y el último para los árboles. Estos papeles se venden en pack de 3 rollos, por lo que son geniales para ello.

Mientras dejamos que sequen, vamos colocando la base del diorama. Con el relleno del cojín cubrimos todo el fondo como si estuviera cubierto de nieve, al igual que hacíamos con las campanas de cristal. No es necesario poner mucho relleno, con cubrir bien el fondo es suficiente.

IMG_2326IMG_2331IMG_2339

Una vez tenemos todo cubierto con nuestra «nieve» colocamos la tira de luces led.

Nosotros la repartimos por toda la nieve, y el cable lo sacamos por fuera con cuidado uniéndolo a la esquina del invernadero para poder dejar el interruptor fuera, os enseño como en las fotos.

IMG_2340IMG_2341IMG_2342IMG_2344

De este modo la podremos encender y apagar cuando queramos sin necesidad de mover lo elementos dentro del invernadero. (Estas luces van con pilas pero también las podéis encontrar con enchufe)

Como os decía, una vez fijo el resto de cable por la estructura, podemos retocar la tira de luces y dejarla como más nos guste.

IMG_2349

Como veis la tira que hemos usado es de cable más bien gordito, pero si encontráis una tira de estas que simulan un alambre mucho mejor, ya que el cable es mucho más discreto al mismo tiempo que mucho más moldeable.

Una vez seca la cola blanca con la que hemos pegado los cortapastas al papel, ya podemos comenzar a cortar el papel sobrante para que quede al borde y más bonito.

Para ello utilizamos un cúter o tijera para cortar lo más próximo al borde, y después con una lima de uñas o papel de lija retocamos y perfilamos.

Ahora que ya están todos nuestros personajes listos, llega el momento de colocarlos dentro del invernadero. No es necesario pegarlos ni nada ya que todos ellos se tienen de pie gracias a la base que tienen. Si queréis una mayor sujeción siempre podéis poner en la base un poco de cinta de doble cara, pero se sostienen bastante bien sin necesidad de poner nada.

Nosotros los hemos colocado, mas o menos, simulando la distribución de un belén. Colocando los elementos más grandes al fondo y los mas pequeños delante para crear también sensación de profundidad.

IMG_2377IMG_2381IMG_2394

Al estar forrado con el papel los cortapastas tienen más cuerpo y definen mucho mejor su forma así como dejan pasar la luz de manera suave a través de ellos.

IMG_2390

Qué os parece? a nosotros nos encanta como queda y creo que fue la idea que más gustó en la masterclass así como a todo el mundo que lo vio. Te animas a hacerla??

IMG_2403

Besacos a puñaos!!!

Decorando un Clip Board con Matt Paint

Este verano es cierto que nos hemos relajado un poquito con los DIY, pero aun así casi todas las semanas hago algo.
Hace un tiempo os enseñé por Instagram un clip board que decoré con stencil y Matt Paint de Pinturas La Pajarita. Os prometí que lo subiría al blog, y aunque con un poco de retraso aquí os lo traigo.
El clip board era lo más soso y sencillo que podáis encontrar. Yo los tengo colgados por el taller y en ellos cuelgo papelotes con ideas, cosas pendientes… Este como os digo era muy soso y pensé que era un buen objeto para decorar.
clip board1
Además de los tres colores de pintura: Velvet, Beau blue, Jade; también utilicé un stencil adhesivo (de los que se emplean mucho en scrapbooking); y por supuesto pincel de starcir, pincel plano y cinta de pintor para proteger zonas como la pinza que no quería pintar.
Primero decidí pintar toda la carpeta en Beau Blue para después hacer los detalles en los otros dos colores. Para ello, protegí con cinta las zonas que no quería pintar y manos al a obra!


Una vez está bien seco podemos comenzar con los stencils. Estas plantillas adhesivas son muy cómodas ya que te permiten pintar con la seguridad de que no se van a mover.
Primero pinté un mandala en color Velvet en la esquina inferior izquierda, y después unas estrellas en Jade en la esquina superior derecha.

Con la pintura Matt y con una superficie como esta, si quisiéramos no tendríamos porque aplicar barniz al finalizar. En mi caso yo si que le apliqué una capa de Barniz Mate ya que al tenerlo en el taller le cae mucho polvo además de que tiene mucho uso y de este modo se protege mejor.
Clip board Matt paint
Este barniz no modifica en ningún caso el color de la pintura ni su acabado, por lo que es ideal para proteger sin modificar el trabajo original .
Una vez ha secado del todo el barniz, ya está listo para usar!
Como os digo yo lo tengo puesto en el taller y le doy muchísimo uso!
Y vosotros, que objetos habéis customizado este verano??
Besacos a puñaos!!!

Buscar